Diferentes Tipos de Hipotecas

  • by
house, property, real estate-5902665.jpg

Comprar una propiedad es uno de los momentos más gratificantes que puede pasar una persona o una familia, pero también es uno de los mayores riesgos e inversiones que cualquiera puede hacer en su vida. Las finanzas son una de las principales razones que impiden que las personas compren una propiedad. Afortunadamente, existen varios tipos de préstamos disponibles para los compradores que pueden ayudarlo a lograr una propiedad.

Préstamos financiados por el Gobierno

Uno de los tipos más comunes de préstamos para quienes buscan un pago inicial más bajo son los préstamos hipotecarios financiados por el gobierno, como los préstamos FHA, USDA o VA.

Los préstamos de FHA ayudan a aquellos que no pueden pagar un gran pago inicial. Estos préstamos solo requieren un puntaje de crédito mínimo de 580, sin embargo, los puntajes de crédito de 500 son aceptables si planea poner un 10% de pago inicial para la vivienda. Este tipo de préstamo también tiene dos opciones de seguro que se pueden pagar por adelantado o anualmente si usted pone menos del 10% de pago inicial en la propiedad.

Otro tipo de préstamo financiado por el gobierno es un préstamo del USDA. Los compradores que desean comprar con un préstamo del USDA deben comprar la casa en un área elegible del USDA. El puntaje de crédito mínimo requerido es 460 y la casa que se compra debe ser su residencia principal. Algunos otros requisitos incluyen estar al día con todos los programas federales y cumplir con los requisitos de ingresos.

Los préstamos VA son otro tipo de hipoteca exclusiva para veteranos de EE. UU. El veterano debe estar en servicio activo o haber recibido una baja honorable. También deben haber servido al menos 90 días consecutivos durante tiempo de guerra o 181 días consecutivos durante tiempo de paz. Si es viudo o viuda de un veterano que murió en el cumplimiento del deber, también puede calificar.

Préstamos convencionales

Además de los préstamos hipotecarios financiados por el gobierno, también hay préstamos hipotecarios financiados privadamente disponibles para los compradores. El tipo de préstamo hipotecario privado más popular entre los compradores de vivienda por primera vez se conoce como préstamo convencional.

Algunos datos rápidos que debe conocer acerca de los préstamos convencionales son que existen préstamos convencionales conformes y no conformes. Conformes significa que el monto del préstamo cae dentro de los límites máximos establecidos por la Agencia Federal para el Financiamiento de la Vivienda o la FHFA. Un préstamo convencional conformado se puede utilizar para comprar una vivienda primaria, secundaria o una propiedad de inversión. Se requiere una puntuación de crédito mínima de 620 para este tipo de préstamo. Si está colocando un pago inicial del 20% en la propiedad, no se le pedirá que pague un seguro hipotecario privado. Esto será necesario si realiza un pago inicial de menos del 20%, pero puede pedirle a su prestamista que cancele el seguro hipotecario privado una vez que haya alcanzado el 20% de la vivienda.

Las hipotecas que no están conformes, más comúnmente conocidos como préstamos Jumbo. Este tipo de préstamo convencional no sigue las pautas creadas por FannieMae y FreddieMac. Como sugiere el nombre, los préstamos jumbo están destinados a propiedades que requieren hipotecas considerables. Los requisitos para cumplir con un préstamo jumbo incluye realizar un pago inicial del 20%, pero en algunos casos, también pueden caer entre el 10% y el 15%. Se prefiere un puntaje de crédito mínimo de 700, aunque algunos prestamistas también aceptan puntajes de crédito de 660. Los prestatarios no pueden tener una relación deuda-ingresos superior al 45% y deben demostrar que tienen al menos el 10% del monto del préstamo en activos o efectivo.

Los préstamos gigantes generalmente están diseñados para prestatarios más adinerados que buscan comprar o invertir en propiedades por más de $1 millón, pero no quieren hacer el pago completo en efectivo. Estos préstamos también son útiles en áreas de alto costo, como la ciudad de Nueva York o incluso San Francisco. En estos casos, los préstamos gigantes son la única opción que tiene disponible un prestatario promedio.  

Hipoteca de tasa fija versus hipoteca de tasa ajustable

Las opciones de préstamos finales son hipotecas de tasa fija y tasa ajustable. Su nivel de comodidad con el riesgo cuando se trata de comprar su casa juega un papel importante en si elige hipotecas de tasa fija o ajustable. Las hipotecas de tasa fija mantienen la misma tasa de interés durante la vigencia del préstamo, mientras que las hipotecas de tasa ajustable tienen tasas de interés fluctuantes según las condiciones del mercado.

Las hipotecas de tasa ajustable tienen una tasa de interés fija más baja en los primeros años de propiedad de la vivienda, lo que puede ayudarte a ahorrar considerablemente al principio. Esto puede resultar útil si no planea vivir en una casa durante más de un par de años. Las hipotecas de tasa ajustable no limitan qué tan alta puede llegar una tasa de interés, por lo que cada vez que se restablece el préstamo, corre el riesgo de tener problemas financieros si no espera hacer pagos de intereses más altos durante un período de tiempo significativo.

Las tasas de interés hipotecarias de tasa fija permanecen iguales y sus pagos hipotecarios mensuales no fluctúan mientras cancela su préstamo. Esto puede resultar beneficioso al presupuestar los gastos mensuales. También pueden tardar mucho más en amortizarse y lleva más tiempo acumular capital en su vivienda.

Si estás interesado en comprar una casa. ¡Contáctenos! ¡El equipo de La Chapulina Verde te asistirá en aplicar para una hipoteca hoy!